La desigualdad viste de sari

Por Baltasar Bayma

india-978488_1280

Que las mujeres argentinas hayan podido participar en las elecciones nacionales recién en 1951, que las saudíes puedan elegir cargos municipales sólo desde hace un par de años y que la ley les haya prohibido manejar hasta junio de 2018, que todavía haya estados de Estados Unidos que no aprobaron la enmienda constitucional que consagra iguales derechos a mujeres y varones, que las mujeres asalariadas de todo el mundo cobren en promedio un 16% menos que sus contrapartes varones, que aproximadamente 100 países tengan leyes que prohíban a las mujeres desempeñarse en determinados trabajos, que haya países que no penalicen la violencia de género, que un 46% de las mujeres afganas de 15 a 49 años hayan sido víctimas de violencia física o sexual en 2015: son sólo algunas de las pinceladas que colorean un mundo en el que persiste la desigualdad entre los géneros y la situación de las mujeres indias no es la excepción. Sigue leyendo

Trabajadoras indias en la encrucijada

por Baltasar Bayma

person-690245_640

La economía de la India ha experimentado un crecimiento vertiginoso en las últimas décadas. Más específicamente, el PBI indio se cuadruplicó entre 1997 y 2017. Por otro lado, de acuerdo a los últimos datos disponibles, la tasa de fertilidad, es decir, la cantidad de nacimientos dividido por el número de mujeres, se ubicó en un mínimo histórico en 2016 cuando alcanzó la cifra de 2,6. Para dar cuenta de la magnitud de esta disminución, resulta significativo mencionar que la tasa de fertilidad era de 3,6 nacimientos por mujer veinte años antes. Además, el porcentaje de estudiantes de secundaria que son mujeres se incrementó del 37% al 48% en el mismo período, aproximándose a la paridad.

Sigue leyendo

EL RECONOCIMIENTO DE UN TERCER GÉNERO EN INDIA Y OTROS PAÍSES

Por Sabrina Victoria Oliverahijras

Cuando Lord Rama fue exiliado de Ayodhya, su reino y sus discípulos lo siguieron por el bosque. En ese momento, dijo: “Hombres y mujeres, por favor, séquense las lágrimas y váyanse”. Pese a esta orden, un grupo de personas se mantuvo allí por no considerarse ni mujeres ni hombres, sino hijras, que en Urdu significa “eunucos”. Los hijras esperaron a Rama durante catorce años, lo que les valió ostentar un lugar privilegiado en la mitología hindú. De esta forma, los hijras fueron vistos como semidioses e históricamente tuvieron roles importantes en los palacios en calidad de consejeros. No obstante, durante la colonización británica de la India, los asuntos en relación al género fueron suprimidos y sus prácticas, prohibidas. Esta circunstancia fue recogida en el Código Penal indio, cuya Sección 377 establece que una relación entre personas del mismo sexo es un delito reprimido con diez años de prisión. Sigue leyendo

SER BECARIA EN INDIA

por Sabrina Victoria Olivera

itec 2018

En el año 2017, decidí postularme a uno de los cursos que ofrece el Gobierno de India bajo el programa internacional de becas Indian Technical and Economic Cooperation Training (ITEC). El curso “Rural credit for poverty reduction” (“Crédito rural para la reducción de la pobreza”) presentaba contenidos acerca de la mujer rural y las microfinanzas, siendo esta temática la parte más relevante de mi Tesis de Maestría en Relaciones Internacionales.   Sigue leyendo

¿Empoderamiento de la mujer o desidia del Estado?

Por María Victoria Ubeda

PPPPP

Durante una boda multitudinaria organizada por el gobierno del estado indio de Madhya Pradesh, el ministro de Justicia Social Gopal Bhargava  otorgó a aproximadamente 700 mujeres recién casadas una suerte de bate de madera para que se defiendan de sus maridos. Esta iniciativa se enmarca en la lucha contra el alcoholismo que el político viene realizando  en vista a las próximas elecciones.

Bhargava ha identificado  al alcoholismo como una de las causas por la cual cientos de mujeres sufren el flagelo de la violencia doméstica. El ministro sustenta dicha hipótesis en los testimonios de mujeres con los que ha podido dar en sus visitas a las zonas rurales y urbanas de su distrito, quienes afirman que sus maridos tienen la costumbre de gastar lo poco que ganan en alcohol y que viven sometidas bajo la violencia física.

Sigue leyendo